sábado, 28 de julio de 2012

El gaaanchoooo, se mueve....

Desde que llegamos a Shanghai hace ya casi un mes, nos dimos cuenta de que ya sea en la estación del metro, en la cola para esperar a subir a la Jin Mao (金茂大厦) o en cualquier esquina de un centro comercial se localizan esas maquinitas con gancho para atrapar un muñequito, como las de esta escena de 'Toy Story'.
-

Pues lo que os decía, incluso a la entrada del supermercado las podemos encontrar. Hoy después de clase hemos comprobado hasta qué punto hay pasión por los citados ganchos. Irantzu ha aprobado su examen del First y para celebrarlo nos invitó a Carmen y a mí a comer al coreano, si Bego al coreano, eso no lo hace mi restaurante favorito, que lo sepas.
-
-
Después de hacernos esta foto nos pusimos en marcha. En mente teníamos pasearnos por las galerías subterráneas de People´s Square (人民广场) otro lugar de referencia, pero al salir vimos los recreativos y claro, tuvimos que entrar.
-

-
La partida es a 2 RMB, que teniendo en cuenta el euro que cuestan en Bilbao sale rentable. Ah, y para los más pequeños maquinitas y videojuegos de las cabritillas.
-
Ya si, preparadas y después de gastarnos un euro cada una en las máquinas, no más doy fe, nos fuimos a las citadas galerías que han sido reconstruidas a modo de una calle del Shanghai de 1930.
-


-
Compramos y regateamos varias cosas, pero prometo hacer un listado cuando lleguemos a casa, porque no recuerdo todo lo que hicimos, pero si que de nuevo nos hicimos las uñas.

viernes, 27 de julio de 2012

Bye Bye caligrafía

Al llegar a clase este martes, laoshi Ann no estaba. En su lugar había proyectada una foto en la pizarra de Chow Yun-fat, y todo para explicar en nuestra clase oral los diferentes modos de llamar a hombres y mujeres según sean niños, adolescentes, adultos, maduros o ancianos.
-
Las clases de conversación han acabado gustándome y me lo paso muy bien con mi compañero de Corea aunque lo cierto es que como casi nadie entiende cómo se llama realmente y Laoshi Maggie le ha rebautizado como "Coreano", pues todos contentos.
-
Llevamos unos días que hace mucho sol y que el cielo está despejado por lo que pasamos calor, más de lo normal, y comer comida picante no ayuda en absoluto. Lo digo por propia experiencia porque este martes por fin hemos decidido probar el restaurante que hay bajo la residencia y se me ocurrió probar un plato al estilo Si Chuan, la zona de Mei, y picaba no, lo siguiente, pero me lo comí porque mi madre siempre me dice que no hay que dejar nada en el plato y a la vista está que le hago caso. Después oh!!! mi última clase de caligrafía con este resultado. ¿No lo hago tan mal no?
-
-
Después de clase, a la librería de nuevo. A comprar alguna cosita que alguno tenía pendiente y a descubrir que aquí en las librerías se lee en cualquier sitio y puedes ir con la cesta de la compra.
-
A más de uno que yo conozco le fascinaría la idea de poder ir a comprar como cuando vas al Eroski o al Dia o en mi caso, aquí en Shanghai, al Wallmart o el Lawsons.
-
No os he contado como es la librería, pero lo cierto es que es alucinante. Creo que son 8 pisos, 7 de ellos de libro y con el sexto dedicado a cine y música. Hay mucho cine asiático, telenovelas de época chinas y mucha música con un stand dedicado a Whitney Houston.
-
Pero hay quien también tiene su hueco especial en esta planta y ese es Miyazaki. El padre de 'La princesa Mononoke', 'El viaje de Chihiro' o 'El castillo ambulante es muy seguido aquí en China y yo acabe comprandome por 2´8 RMB, no hubo regateo porque era precio fijo, 'Ponyo en el acantilado'.
-

-
Después de la librería, galerías, galerías de People´s Square a regatear. No veas tu si me gusta regatear y si encima consigo buen precio, pues más. Cayeron varias cosas, sobre todo fundas de móvil, y es que aquí son tan ¿cómo decirlo? atentos con sus teléfonos moviles.... y no sólo en los puestos para regatear, también en tiendas como esta dedicada únicamente a One Piece pero con unos precios excesivos, pero el merchandising es lo que tiene, por eso Irantzu se conformó con una foto.
-
.
Ya  a la vuelta fuimos ha cenar y decidimos ir de nuevo a los puestos de comida que se organizan cada noche a pie de calle saliendo por una de las puertas laterales de la universidad. El mecanismos es el siguiente:
-
Te dan una bandeja, coges los pinchos de carne, pescado o verdura que quieras, los pones en la citada bandeja y un pobre hombre que suda la gota extra gorda, teniendo en cuenta que tu sudas la gota gorda. A su lado, unos que sólo hacen marisco a la plancha, entre ellos el Extra Mejillón que me tome yo a modo de tapa...
-
Tienen mejillones, ostras, vieiras, erizos de mar y unas almejas o berberechos gigantes. Pero lo que más rico está sin duda es el mejillón.
.
Después, ya sentados en unas mesitas, esperamos a que se diga nuestro número o en su defecto el camarero nos traiga la comida, los pinchitos que hemos elegido crudos y que llegan picantes o no, según lo hayamos especificado, porque aunque la comida de Shanghai sea la más dulce de China, cuando el picante hace acto de presencia.... prepara la botella de agua y respira. Por cierto, tal y como hice con Andi el primer día que cenamos allí, también hicimos un monumento a "la comida rápida de China'.
-




jueves, 26 de julio de 2012

De palitos y libritos

Laoshi Maggie le da duro a la gramática, bien tempranito desde el lunes. El pinyín o chino simplificado (汉语拼音), o lo que es lo mismo escrito para que se lea aunque no se entienda, está desapareciendo a pasos enormes y el Hánzi ( 漢字) o chino tradicional cada vez está más presente. Suerte que de vez en cuando metemos alguna frase en ingles para explicar o expresarnos y la cosa mejora porque además de estudiar hanyu - chino (汉语), estudiamos inglés - yinyu ().
Como sabe que muchos de nosotros terminamos nuestro curso intensivo este mismo viernes quiere que la materia que nos enseñe se quede grabada en nuestro cerebro de la mejor manera posible y ¿cómo se hace eso? pues repitiendo una y otra vez.
-
Como los lunes no tenemos ninguna actividad por la tarde hablamos con Maxi y con Andi para poder ir a una librería o centro comercial en el que poder comprar libros y música china, pero primero a comer. Esta vez aposté por el picante (lá - ) y me encantó. (Ama, observa el plato que son todo verduras)
-
-
Y ya después de comer, con Carmen que se quedó en la habitación, Maxi, Andi, Irantzu y yo nos pusimos en marcha. Fuímos en metro, como a casi todas partes, pero como entre una cosa y otra era casi la hora de merendar, Maxi nos propuso hacerlo en un restaurante taiwanes. ¿Experimentar? Of course yes.
el postre en cuestión está compuesto de hielo picado, sobre el que se ponen una serie de gelatinas de verduras elaboradas ex profeso, todo natural vamos, a las que se les añade una gotita de leche. Queda por tanto el plato así.
-
-
Pero no es así como se come. Hay que mezclarlo todo y queda tal que así.
-
-
Aunque tenga aspecto asquerosete, lo cierto es que estaba muy rico aunque Irantzu se tuvo que comprar un bollo al salir para quitar el sabor de la boca, y es que creo que la gelatina marrón era de hongos y setas.
Después de experimentar con los postres de Taiwan, ya sí, llegamos a la librería que era como una fnac gigante y muuuucho más barata. 1 libro (NOVEDAD) ¡¡¡3!!!! yuanes
-
Durante el camino de ida y el de vuelta captamos estas imágenes.
-

-

-
Ya al atardecer decidí acercarme hasta el teatro de la ópera y aunque era casi de noche estaba precioso frente al museo de Shanghai.
-



-
Vi que en el teatro iban a estrenar el ballet de Jane Eyre y confirmé que de noche Shanghai es espectacular.
Para cenar, palitos. En el próximo post os cuento por qué nos gustan tanto.
-




Un jardín tradicional en medio del futuro

Cuando nos movemos por Shanghai y vemos algún barrio que conserva el estilo tradicional de la China que vemos en las películas, esto es el tradicional, Irantzu siempre dice que todo debería ser así, que Shanghai sería sin duda mucho más bonito.
Por eso, y pese a que sabemos que la mano del hombre lo ha profanado, manipulado y dañado, las restauraciones han llevado a que en la actualidad lo que localizamos en Nashi, la ciudad antigua, sea una aproximación lo más cercana posible a lo que los jardines Yu (Yu yuan - 豫园) eran en 1559, cuando un oficial de la dinastía Ming fundó tras dos décadas los Jardines de la Tranquilidad) y allí es donde fuimos el pasado domingo.
-




-
El jardín está enclavado en el conocido como bazar Yu Yuan, donde puedes encontrar de todo, incluida una casa de té ( chá - ), apta para bolsillos muy muy llenos. El caso es que para entrar al jardín hay que pagar, no recuerdo si eran 10 o 20 RMB, que para el caso son menos de 3 euros y al entrar encuentras, la maravilla.
-











-
En sí el jardín parece muy grande, pero lo cierto es que está perfectamente organizado con el objetivo de crear un espacio con montañas, cumbre, lagos y puentes en un pequeño espacio. Nos hicimos muchas fotos, si pongo todas no termino, de modo que vamos a seguir con el trayecto y es que después de visitar el jardín había que comer y comprar cositas en el bazar.
.
De la comida mejor ni hablar, ha sido lo pero que he comido desde que estoy en Shanghai porque casi todo sabía igual, véase a nada. Pero luego nos lo pasamos genial con la tetera gigante, la vendedora de grillos o el regateo, el famoso regateo.
-








-
Pero después, en el exterior del bazar plagado de turistas existe otro más pequeño donde se puede regatear y encontrar antigüedades o simplemente una niña que acaba de cenar y está entre las bolsas de la mercancía de sus padres mirando a cuatro extranjeros que no son como ella.
-



-
Y de regreso a la residencia, como era domingo tocaba hacer la colada....
-