lunes, 23 de septiembre de 2013

La verdadera tortura china, las escaleras

El día amanece soleado en Beijing, de hecho he llegado a la teoría de que si por las mañanas veo la punta blanca del templo de Beihai Park libre de niebla o polución implica que tendremos un día caluroso no, los siguiente, con sol de ese que pica. Para empezar y como cada mañana desayuno y pasito a pasito a clase, esta vez por el hutong que hay detrás del hotel, prometo fotos.
-
Es miércoles y seguimos avanzando en nuestras lecciones pero la maestra nos dice que desde el día siguiente tendremos una nueva (老师 - Lǎoshī - profesora) La que tenemos se marcha de viaje a otra provincia, a casa de sus padres porque es el cumpleaños de su madre, su casa está a catorce horas de tren y estará fuera dos semanas por lo que no volveré a verla y por eso nos hacemos una foto de grupo.
-
-
En orden Jannette, la profesora, Eliza, Reka, servidora, Michela, Carol y María. Faltan Eléonore que estaba mala y Alex que estaba de resaca. Después de la foto, a comer. El menú de hoy: variado.
-
-
Sandía, berza... hummm ( 好吃了- Hào chīle - delicioso). Seguidamente última clase y luego excursión, hoy nos toca Tian´anmen - 天安门广场Estamos prácticamente al lado, ya que damos clase en el interior de la Ciudad Prohibida, y a unos 7 minutos andando y pasando el pertinente control de seguridad llegamos a la mundialmente conocida plaza con Tom, nuestro guía a la cabeza.
-






-
Como se aprecia en la foto las fans nos siguen y aquí estamos en pleno Tian´anmen con Mao al fondo y una niña posando con nosotros con la típica pose de dedos en alto. El chico rubio que está al lado de Eliza es ruso, hablaba y se comunicaba poco con los demás por lo que las teorías de que podía ser un maniaco estaban a la orden del día y como María o Carol lo nieguen habrá consecuencias.
.
La plaza es inmensa y mucha gente va hasta allí a retratarse frente al mausoleo de Mao o la plaza en sí. Es de esos sitios en los que dices...¡Madre mía del amor hermoso que pequeñita que soy!!!!!
-





-
Tian´anmen libre de polución y después de las fotos de rigor, a pedir indicaciones para irnos a un Mercado de falsificaciones, las indicaciones a Tom y luego en metro.
-



-
Me encanta viajar en metro en China, la gente, los niños y se disfruta si vas con la moza del pulgar en alto, a la que cariñosamente llamamos SUBWAY MONSTER.
-



-
En el mercado compramos varias cosas, entre ellas un polo y unas New Balance como las de Carol, que son comodisimas. Y después turismo por nuestra cuenta con parada en un McDonalds customizado que es tradicional por fuera y occidental por dentro.
-


-
Frapuccinos de Chocolate (巧克力 - Qiǎokèlì ) y mango (芒果 - Mángguǒ) para coger fuerzas porque queridos míos llegaba la auténtica tortura china: Las Escaleras. Para subir a la Bell Tower (Zhōnglóu 钟楼) y a la Drum Tower (Gǔlóu - 鼓楼) es requisito emplearlas y en ocasiones llegas a pensar que por la boca te saldrán los pulmones, el corazón y hasta el estómago. Pero subir hasta arriba, con esas vistas al hutong es simplemente maravilloso.
.










.
Hay que subir, bajar y luego volver a subir para luego volver a bajar... Lo cierto es que parece un buen entrenamiento para subir a la Gran Muralla.
-






.
Después vuelta al hotel en autobús, y por el camino un centro comercial en una Navidad Perpetua. En el hotel cena a base de pollo al limón... muy rico a mi gusto, horrible para Eliza. Y después charleta y Skype.



No hay comentarios:

Publicar un comentario